Super Nintendo Classic Edition - Anécdotas, Revisión y Hackchi2

¡Por fin! Desde que se anunció la NES Classic , sabía que era inminente la salida de una SNES miniatura. Ahora la tengo en mis manos, y l...

Agregando texto de Prueba
¡Por fin! Desde que se anunció la NES Classic, sabía que era inminente la salida de una SNES miniatura. Ahora la tengo en mis manos, y la espera valió la pena. Esta entrada será algo larga, por lo que espero hacerla clara y entretenida. Si solo vinieron para ver cómo agregarle más juegos a su consola, vayan directamente hasta la última parte ;)



CONTENIDO

I. Introducción al SNES
II. SNES Classic Edition
III. Adquirir un SNES Classic
IV. Revisión de la consola
V. Hackear la consola mediante Hackchi 2
VI. Comentarios finales

La Grandiosa era del SNES

Pocas cosas exudan tanta nostalgia como la Super Nintendo Entertainment System. En mi época la llamábamos simplemente como "el súper" o la "súper"; el término SNES ya fue de la era del internet del 2000. La palabra "consola" tampoco era común en los 90's; recuerdo que se le mencionaba a todo tipo de aparato de este tipo como "maquinita" o "nintendo", así fuera un Sega o un Gameboy.

El SNES es considerado por muchos una de las mejores, sino la mejor, consola de todos los tiempo. Esto es por su impacto en la época, la gran variedad y calidad de sus juegos (que hoy en día siguen siendo buenísimos y han envejecido muy bien), así como el novedoso control. Yo la pasé muy bien gracias a esa consola, y lo curioso es que nunca tuve una.

Fui un niño de clase media-baja de los noventas. Y mis padres nunca me compraron una consola moderna (tuve Tetris 100 en 1 y una Philco si eso cuenta). Pero entre mis amigos hubo varios que la poseían. Particularmente 3 de ellos eran muy cercanos a mi, por lo que era frecuente que yo fuera a jugar a sus casas o llevaran su sistema a la mía. Tardes jugando F-Zero, Street Fighter, The Lion King, y cómo no, Donkey Kong Country 3. Esos tiempos cuando ser niño era sencillo y divertido.

Por lo tanto, no es de sorprender que el SNES sea parte importante de mis recuerdos. Nunca compré una ni siquiera cuando comencé a ganar mi propio dinero, y la razón es por los emuladores. Durante un tiempo jugué varios clásicos en mi computadora, tales como Super Mario RPG, Earthworm Jim 2, Prince of Persia, etc.

Con el paso del tiempo dejé de jugar en la PC, y ahora que tengo una Mac, es difícil retomar la emulación. Opté por cargar las ROMs a mi PSP con Custom Firmware, pero la experiencia es decepcionante, más que nada porque algunos juegos no son emulados correctamente, además de los controles.

Así que el anuncio de una NUEVA consola SNES, de tamaño reducido, con juegos precargados y 2 controles exactamente idénticos a los de la original, fue simplemente demasiado para mi.

SNES Classic Edition


Tras el éxito del NES Classic Edition, la aparición de su sucesora era cosa de tiempo. Estuve muy atento a todo lo referente al lanzamiento con tal de no perdérmela. Como a muchos, la selección de juegos que vendrían en el SNES fue algo decepcionante. Vienen varios juegos de los mejores de su catálogo, pero faltaron otros que son clave de su historia, y seguramente en parte fue por conflicto de licencias (Killer Instinct, NBA Jam, International Superstars Soccer, Mortal Kombat, por mencionar algunos).

Como fuera, eso no impidió que la consola se vendiera muy bien a su salida, el 29 de septiembre del 2017. El precio en USA es de USD$79.99 (ya con impuestos unos MXN$1670 al momento de escribir esto). Hubo mucha controversia al respecto en México, ya que el precio oficial aquí fue de $2799 en tiendas; unos mil pesos más cara. Algunos justifican el precio por los gastos de envío y demás, pero al ser un producto distribuido oficialmente debería tener un precio similar.

La experiencia de compra fue amarga el día del lanzamiento. Amazon subió su preventa un día antes, y en menos de una hora se agotaron. A pesar de haber tenido la notificación activada jamás me llegó. La preventa en línea de Liverpool comenzó a las 5 de la mañana del 29 de septiembre; a las 8 que me levanté ya estaban agotadas. Quedaba la opción de ir directamente a los establecimientos a tratar de adquirirla.

Sanborns no tuvo ninguna (o eso me dijeron). En Sears había 2 y la última se la llevó en mis narices una chica simpática. En Liverpool ya había una fila pequeña de unas 7 personas a las 10 (la tienda abre a las 11). Pensé que sería fácil en ese momento. Pero casi dando las 11 ya había unas 20 personas, incluyendo a un niño y a una chava que pensó que con sus encantos podría colarse en la fila (ja!). Al abrirse las puertas tratamos de ir al departamento de videojuegos de forma civilizada, pero en niño y otro chico se lanzaron corriendo, incluso subiendo la escalera eléctrica del lado contrario. Cuando llegamos a la zona, el horror...

Más personas estaban formadas del lado del estacionamiento, unas 20 quizá. Así que ellos llegaron antes. Cortaron la fila para marcar hasta dónde alcanzarían las consolas, que tengo entendido no eran ni 25. Y aún así ni siquiera los que estaban formados alcanzaron. Hubo muchos disgustos, reclamaciones... yo solo me quedé viendo y como consuelo le cargué las ROMs a mi PSP.

Reventa sin piedad


Si, después de eso salieron todas las consolas que compraron, pero al doble o más de precio. Mercadolibre, los grupos de venta y demás, se llenaron de SNES Classic en 4 mil, 5 mil, 6 mil... Mi política es NO comprar cosas a sobreprecios, y menos cuando ya se había anunciado oficialmente que habría más antes de navidad y eventualmente todo el 2018 (palabras del director de Nintendo de América, el cual pide no fomentemos la reventa o scalping).

Soy muy paciente, por lo que solo como curiosidad preguntaba de los precios de las consolas que llegué a ver en convenciones y eventos. Todas arriba de los 4 mil pesos. El precio más decente fue el de $3,500, pero aún así más de lo que estaba dispuesto a pagar. Y bueno, la suerte llega cuando menos te la esperas.

El 10 de diciembre fui a un evento en mi ciudad, Puebla. Sin muchas expectativas, fui y encontré algunas cosas interesantes, aquí les dejo el video de ese día.



Pero lo mejor fue la consola SNES Classic. Fui casual al baño del Sanborns y la vi a lo lejos al precio de lista. Parece que el restock llegó uno o dos días antes, pero nadie se dio cuenta ni lo anunció, así que fue pan comido y leche tomada; la tomé y la pagué. Fin de la historia. ¡En su cara revendedores! La verdad, cualquiera puede comprar y vender al precio que guste, pero me da risa que actualmente hay más de 500 SNES Classic a precios irrisorios (algunos están decentes) pudriéndose en MercadoLibre. Y ahí se van a quedar pasando la navidad, porque habrá más en tiendas el año que entra, hasta que el precio se quede en el oficial. Lo mismo va a pasar con el NES.

Revisión


Vale, fue mucho muro de texto, pero tenía que ponerlo. Ahora, teniéndola y probándola, puedo opinar sobre el producto. Para empezar, el precio es algo elevado para lo que es, pero considero vale cada maldito centavo. La consola es una réplica exacta de la original, salvo las obvias partes que estaban destinadas a la inserción y expulsión de los cartuchos.

El contenido de la caja es: la consola (control deck), 2 controles, 1 cable genérico HDMI (el que seguramente tienes en tu TV también funciona), 1 cable USB propietario, un cargador y la papelería reglamentaria. Aquí se incluye un póster muy AdHoc con el SNES.

Conectarla y ponerla a arrancar es muy simple. Conserva las funciones de los botones POWER y RESET originales, así como el LED rojo que indica su actividad. Los controles son iguales salvo los conectores, que han sido reducidos, y en la parte donde entran en la consola tiene una cubierta removible que simula los de la original. Pura belleza replicada.

El menú también es sumamente intuitivo y fácil de seguir. Entre las opciones destacan el idioma (solo el de la interfaz; los juegos TODOS vienen en inglés, como en la old school), el formato de pantalla (original, cuadrado...), el marco de pantalla y el filtro (hay uno que simula las líneas de las TV's viejitas). Cada juego indica si es para uno o dos jugadores, y los "stats" o partidas guardadas al momento de darle reset al juego.

Así es, el botón reset nos manda al menú principal, con la opción de guardar el momento preciso al dejar el juego (suspend points), y hasta darle rewind hasta un minuto! Esto es muy útil ahora que estamos muy acostumbrados a los save points o al insta-save, y más porque hay juegos donde guardar es complicado. El defecto de esto que es a fuerza debes jalar el botón reset, así que si estás sentado cómodamente deberás levantarte cada que quieras volver a cargar el point.

Juegos


Esta es la parte espinosa de la consola. La variedad de 21 es muy decente, e incluye juegos considerados como los mejores de la consola y de la historia de los videojuegos, como A Link to the Past, Secret of Mana y Mario RPG. Pero en general a todos nos faltan juegos favoritos, de esos que nos marcaron. Este es mi parecer de la lista actual:

Contra 3: The Alien Wars: Lo jugué muy poco. Entretenido e inspiración para Metal Slug, uno de mis juegos favoritos.
Donkey Kong Country: Me gusta pero lo considero aburrido a comparación del 2 y el 3, que fueron los grandes ausentes.
EarthBound: Nunca lo jugué, de hecho ni lo he abierto en el Classic.
Final Fantasy 3: No soy mucho de RPG's. Pero tengo entendido es de los mejores FF que salieron.
F-Zero: Muy divertido para jugar de a 2.
Kirby Super Star: Jamás lo jugué.
Kirby's Dream Course: Lo mismo. De Kirby solo jugué uno de Gameboy y me pareció regular.
The Legend of Zelda: A Link to the Past: Nunca he jugado un Zelda salvo el Phantom Hourglass, pero tengo entendido que este es un parteaguas en la historia de la saga, así que pronto me pondré a jugarlo.
Mega Man X: Muy entretenido pero muy difícil; jamás lo terminé en su tiempo.
Secret of Mana: No lo he jugado.
Star Fox: Me parece un buen juego pero algo confuso, tendré que darle otra oportunidad.
Star Fox 2: No lo he abierto.
Street Fighter 2 Turbo: Hyper Fighting: Divertidísimo para "las retas".
Super Castlevania 4: Me gusta más el Dracula X; el 4 me parece aburrido.
Super Ghouls 'n Ghosts: No es de mis preferidos.
Super Mario Kart: Excelente para jugar entre 2 amigos. Muy divertido y competitivo.
Super Mario RPG: Legend of the Seven Stars: De los mejores juegos que he tenido el placer de completar.
Super Mario World: Otro clásico infaltable. En su tiempo no lo completé, solo jugaba misiones al azar.
Super Metroid: Jugué al Metroid Fusion, un juegazo de GBA, dicen que el de SNES es superior, tendré que comprobarlo...
Super Punch-Out!!: Nunca me gustó, era malísimo para jugarlo.
Yoshi's Island: Lo jugué en su versión para GBA, pero no lo completé, me parece muy bueno.

Hay grandes faltantes, como Chrono Trigger, Killer Instinc, DKC 2 y 3, Sunset Riders, y entre otros con licencias de cómics o películas, como Maximum Carnage, X-Men Mutant Apocalypse, Alien 3, Turtles in Time, etc. 21 juegos no son suficientes, y menos cuando la lista personal de cada jugador es muy variada; imposible darle gusto a todos. La opción oficial de agregarle juegos no existe, ya que la consola no tiene conexión wifi para descargas digitales, así que hasta ahí se queda su librería... a menos que la modifiques, Más de esto a la brevedad en el artículo.

Jugabilidad


No encontré ningún problema a la hora de probar los juegos. Tenía miedo que hubiese una bajada del framerate, lentitud, glitches o cualquier cosa rara, como algunos comentaban en línea. EDITADO: El DCK3 presenta lentitud en 2 o 3 partes del juego, peor nada realmente grave). Pero todo es como lo recuerdo. Los juegos corren a la perfección, y la experiencia se completa gracias a los controles originales. Son muy cómodos y responden a la perfección. Dudo que sean de la calidad de los de antaño, que aún hoy en día siguen funcionando, pero supongo que con un trato normal deben durar bastantes años.

Otra queja frecuente es la del largo de los cables de los controles. Acostumbrados a lo inalámbrico, una distancia de 1.37M es realmente corta. Los originales medían 2.20M, por lo que se quedan cortos en tamaño. Por lo que debes jugar muy cerca de la consola o conseguir extensiones no oficiales de 3 metros, que se venden en unos $200 pesos. Desconozco si hay una opción wireless.

En general el desempeño de la consola es perfecto, y la resolución de 720p es más que suficiente para cualquier pantalla moderna. La única queja que tengo es la del catálogo de juegos. Siempre pensé que en el futuro habría forma de agregarle más juegos, fuera via software o con una modificación física, pero nunca imaginé que el método YA existiera y que fuera TAN fácil.

Modificando el SNES Classic


Primero que nada, esto no es legal en teoría, y tampoco es 100% libre de peligro de dañar tu sistema. Así que si decides hackear tu consola, ES TOTALMENTE BAJO TU PROPIO RIESGO. ColeccionistaMX se deslinda de toda responsabilidad por daños causados por seguir estos pasos.

Hay una forma realmente simple de agregarle los juegos que quieras a tu SNES Classic Edition. Y es utilizando un programa llamado Hackchi 2. Sirve también para el NES Classic, por si quieres meterle mano a esa consola también.

Todo lo que requieres es:

- Tu consola SNES Classic (obviamente)
- El cable USB de la consola
- Una computadora con Windows
- El programa Hackchi 2 (puedes descargarlo en la descripción del video que pondré a continuación)
- Las ROMs o juegos que quieres agregar (no voy a poner donde bajarlos, eso es tu tarea)
- Huevos (porque hay una mínima posibilidad de que el proceso de flashear el aparato falle y la deje inservible)

En el siguiente video (en inglés) se explica detalladamente todo el proceso, pero yo se los resumo en pasos (en el video vienen los enlaces para descargar el programa).

1.- Baja y descomprime Hackchi 2 (viene en varios idiomas incluyendo español).
2.- Abre el programa y oprime la opción de agregar más juegos.
3.- Carga desde tu computadora los juegos que quieres (opcionalmente puedes borrar los juegos que ya trae la consola, cambiar portadas y títulos por cualquiera que gustes, etc).
4.- Puedes cargar automáticamente desde Google las portadas de los juegos nuevos o buscarlas manualmente,
5.- Conecta la consola con el cable USB, y enciéndela de esta forma: primer deja el botón RESET activado por 5 segundos y a continuación prende la consola, esto hará que la consola sea reconocida como un dispositivo en Windows.
6. Instala el driver para poder acceder al sistema del SNES, esta opción salta automáticamente.
7.- Vuelca el kernell de tu consola y guarda el archivo en un lugar seguro a modo de restauración por si algo sale mal.
8.- Flashea la consola. Este es el paso definitivo para poder cargar más juegos. Tras unos minutos, si todo sale bien, aparecerá un mensaje de tarea exitosa.
9.- Pulsa en "sincronizar consola". Esto pasará las ROMs de tu compu al SNES.
10.- Listo!!

Si deseas agregar o borrar juegos solo debes volver a conectar la consola, abrir el programa y añadir o quitar ROMs de la lista y sincronizar de nuevo.

Es hora de probar los juegos conectando la consola a una TV. En mi caso el primer intento no tuvo los resultados esperados, ya que algunos juegos no abrían y otros tenían errores en el sonido. Debo aclarar que tenía esas ROMs desde hace muchos años.

Así que volví a bajarlos y a cargarlos otra vez. Y ahora sí, todos corren a la perfección salvo un par de ellos que no abrieron (concretamente SF Alpha 2 y uno de Batman). La sensación de volver a jugar esos títulos de antaño en prácticamente el mismo sistema es maravillosa.

Comentarios finales


El SNES Classic Edition es definitivamente una gran adquisición, ya sea que seas un videojugador de antaño que busca recordar viejos tiempos o uno nuevo que desea descubrir antiguas joyas como se debe. La consola por sí sola es muy bonita y se verá genial en cualquier estantería, y fuera de eso es completamente funcional. La ventaja sobre las consolas viejas y los emuladores son los controles nuevos de fábrica e idénticos a los originales, y la oportunidad de jugar sin la necesidad de conseguir cartuchos, además de jugar con toda la experiencia y la intención que los desarrolladores buscaron en ese entonces.

Lo malo es el precio, que puede parecer elevado para muchos, y más si estás tratando de comprarla en reventa. Un botón que nos lleve al menú desde el control sin duda era necesario, pero puedo prescindir de eso. Y la limitada selección de juegos no es un problema gracias al Hackchi 2, pudiendo crear tu galería de ensueño. Al menos ahora yo estoy 100% satisfecho con el mío.

También te puede interesar...

1 comentarios

  1. Ahora a esperar las consolas de las siguientes generaciones en mini

    ResponderEliminar

Flickr Images